La jueza mendocina que declaró inconstitucionales los DNU de la cuarentena: `El presidente no puede legislar en materia penal´

 

La jueza mendocina Alejandra Mauricio explicó los motivos por los cuales declaró inconstitucional los decretos presidenciales que penalizan el incumplimiento del aislamiento.


A casi siete meses de la implementación del aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO), la jueza de Garantías de Mendoza Alejandra Mauricio declaró inconstitucionales los decretos presidenciales que castigan con sanciones penales la violación de la cuarentena.

En diálogo con medios provinciales y nacionales, la magistrada explicó su resolución al asegurar que dispuso la inconstitucionalidad de los DNU firmados por Alberto Fernández “porque el artículo 99 inciso 3 de la Constitución le prohíbe al presidente de la República Argentina emitir decretos de necesidad y urgencia que legislen en materia penal“.

“El presidente de la Nación está facultado para restringir derechos y garantías de las personas en una situación excepcional como esta. Incluso se lo permiten algunos pactos internacionales. Pero lo que no puede decir el presidente es que el incumplimiento de este aislamiento y las restricciones a los derechos y garantías configuran un delito del Código Penal. Lo tiene expresamente prohibido por la Constitución Nacional”, apuntó Mauricio.

En ese sentido, la magistrada consideró que los primeros decretos presidenciales quedarán “vacíos de sanción” ya que “la gente no puede estar privada de su libertad y no puede quedar sometido a proceso ningún ciudadano con esta legislación porque es absolutamente inconstitucional“. A su criterio, “es mucho más eficiente la multa que un proceso penal”.

Un DNU presidencial, para la jueza, no puede crear delitos, no puede crear figuras penales.-

 

La jueza indicó lo conveniente de especificar las dos etapas que ocurrieron en Mendoza: "Hay que diferenciar la primera etapa de la cuarentena, que va desde el 20 de marzo hasta fines de abril. Hasta ese momento regía sólo el DNU de la Nación y a partir de ese momento se autoriza a flexibilizar el aislamiento a los gobernadores. Desde allí, el incumplimiento de las restricciones se empieza a sancionar con multas por los decretos dispuestos por el gobernador", explicó Mauricio

En este sentido, la jueza indicó que no puede existir una doble persecución penal y se debe aplicar la ley más benigna. "El fiscal le aplica el artículo 205 al acusado, pero el incumplimiento es de las restricciones que ha dispuesto el gobernador y se sanciona con multa. Ninguna persona puede ser sancionada dos veces por el mismo hecho. Rige la disposición provincial porque hay que aplicar la ley más benigna, que establece que es una contravención", sostuvo la jueza a medios provinciales. 

Con respecto a la inconstitucionalidad de los DNU presidenciales, Mauricio explicó que el Presidente "no puede legislar en materia penal, tributaria o de partidos políticos".

"No lo digo yo, lo dicen el constitucionalista Daniel Sabsay y el ministro de la Corte Suprema Horacio Rosatti. La reforma constitucional de 1994 estableció claramente las atribuciones del Presidente. Un DNU no puede crear delitos, no puede crear figuras penales. Podría haber establecido multas o trabajos sociales. Ninguno de los DNU está aprobado y el Congreso está funcionando normalmente. Es el Congreso el que tiene que regular todo lo relacionado a la pandemia", agregó Mauricio.

En la primera etapa del Aislamiento Obligatorio, miles de mendocinos fueron imputados por violar las disposiciones que restringían la circulación de personas. Eso suponía una causa judicial y una mancha en el certificado de antecedentes por la posibilidad de que haya condenas. Incluso hubo sentencias condenatorias. La jueza Mauricio cambió el enfoque y exculpa del delito a los acusados. 

“Estoy convencida de la vigencia de la Constitución, que es el principio del Estado de derecho. Esto ha sido una conquista de la humanidad desde hace 300 años que debemos defender. Todo lo que es el debido proceso, la legalidad, la división de poderes y su control, lo debemos defender. Empezando por los jueces, que tenemos la obligación de declarar de oficio todas las inconstitucionalidades que advirtamos”, agregó Alejandra Mauricio.

La jueza mendocina confesó encontrarse “muy tranquila con mi conciencia porque siempre he actuado de este modo no obstante de haber tenido muchas dificultades por actuar de esta manera”.

“Hasta ahora, no tuve presiones por este fallo. Si muchos felicitaciones de colegas y vecinos. No tuve miedo, estoy acostumbrada a hacer estas rebeliones”, aseguró.

A modo de cierre, Mauricio admitió sentirse “muy preocupada” con la vigencia del Estado de derecho. “Me parece que la Argentina ha perdido el rumbo en este aspecto“, finalizó.

 

 

Fuente: MEDIOS // Foto portada: captura 

 

Dejanos tu comentario

 

También te puede Interesar