En Mendoza dejarán de internar en hospitales a pacientes leves y menores de 60

 

La ministra de Salud presentó la guía de mitigación que comenzará a aplicarse. Las personas que tengan hasta 59 años y sean asintomáticos o con síntomas leves, podrán alojarse en sus casas o serán derivadas a hoteles u otras instituciones. "Hay que optimizar el recurso cama", dijo Nadal.


Los pacientes leves o asintomáticos de coronavirus menores de 60 años dejarán de ser internados en hospitales y podrán recuperarse en sus domicilios, en hoteles o alojamientos "institucionales".

Así lo indicó ayer la ministra de Salud, Ana María Nadal, en una conferencia de prensa en la que explicó la nueva "guía técnica" que se aplicará en Mendoza en la etapa de "mitigación", la fase en la que ha entrado la provincia por la cantidad de casos existentes.

Con más de 3.800 casos en total, Nadal reconoció que la curva de contagios todavía puede crecer más en Mendoza y para ello la estrategia consistirá en "optimizar el recurso cama".

En virtud de ello, a partir de ahora, en toda la provincia sólo se va a internar en hospitales a las personas mayores de 60 años, que tengan comorbilidades, neumonías y otros problemas de salud.

Los que tengan hasta 59 años y síntomas leves accederán a dos modalidades. Una será el domicilio de cada uno si cumple con la infraestructura necesaria (baño individual y medios para comunicarse o trasladarse) y no haya personas de riesgo que convivan con ella. La otra será en hoteles, camas anexadas a los hospitales e incluso los gimnasios que algunos intendentes han adecuado para alojar enfermos.

La otra medida de la guía de mitigación que elaboraron el ministerio y los comités de expertos, establece el fin de los testeos de las personas que convivan con casos positivos. "Hoy se diagnostica por PCR. Aquellas personas que sean convivientes y tengan dos síntomas compatibles con la enfermedad, serán consideradas casos positivos por nexo epidemiológico",explicó la ministra Nadal.

Para la internación extra hospitalaria habrá "una evaluación clínica previa", aclaró Nadal, y explicó por qué se toman estas medidas: "Se hace para optimizar recursos de salud, para evitar contagios en hospitales y para proteger a los equipos de salud".

Aunque el aumento de casos determinó el salto de fase a la mitigación, la ministra de Salud prometió que seguirán aislando e identificando casos positivos, que eran las finalidades principales durante la etapa de contención.

 

 

 

Fuente: MDZ Online // Foto portada: Imagen ilustrativa

 

Dejanos tu comentario

 

También te puede Interesar