Sonrisitas de Paz: Las manos que estuvieron detrás del maquillaje artístico de Vendimia

 

La Fiesta de la Vendimia es parte de la cultura mendocina desde hace varios años atrás. En San Rafael, pasa lo mismo y artísticamente crece con el pasar del tiempo. El público asiste y es partícipe directo de dos noches que tienen por detrás mucha organización.

Las reinas, las autoridades, el público en general son partes fundamentales para el desarrollo de la misma, pero también hay un centenar de personas que están detrás de escena y que sin ellos nada saldría como estamos acostumbrados.

Dentro del mundo artístico que tiene Vendimia, el maquillaje ocupa un lugar importante y Andrea Juárez, fue la encargada de darle color y vida al personaje principal de la fiesta, además de los 8 patinadores restantes.

 

 

“Somos compadres del viento” tuvo más de cien personas arriba del escenario en diferentes áreas artísticas y culturales, pero uno fue el actor principal y éste fue maquillado por Andrea.

“Comencé un emprendimiento de maquillaje artístico hace dos años, como una salida laboral. De una necesidad surgió todo esto que termino siendo una pasión”, cuenta Andre con su hija Paz en brazos.

Y es por su hija que este emprendimiento lleva el nombre “Sonrisitas de Paz”, un trabajo que comenzó siendo pequeño como todas aquellas cosas de la vida que luego, sin uno darse cuenta, pueden terminar siendo enormes, mucho más grandes que la ilusión misma de realizarlo.

Andrea nació en San Rafael, vivió un tiempo en Mar del Plata, también lo hizo en Colombia y hoy, nuevamente radicada en su ciudad de origen, siente como su emprendimiento crece día a día. Fue autodidacta en los comienzos pero también entendió que instruirse en la materia sería fundamental para lograr objetivos. “Tomé varios cursos en Mar del Plata porque siempre estuve interesada en el tema, pero la práctica me permitió mejorar mucho”.

Un día entendió que participar de la Vendimia de San Rafael le hacía ruedo por dentro y empezó a acercarse al gigante cultural que sucede una vez por año. Llevó sus carpetas y proyectos a los encargados de la fiesta y tiempo después Marcelo Guajardo, director de Vendimia, la llamó.

 

“Estuve a cargo del maquillaje artístico. No es lo mismo que quien maquilla socialmente que por ejemplo lo hace con las reinas. Eran 9 actores, y es mucho el tiempo que te lleva maquillar a todos. Finalmente salió todo bien, a la gente le gustó, me pone muy contenta todo esto”.

 

 

 

 

Pasada la fiesta, Andre admite que aún sigue pensando en qué más podría haberle hecho a los personajes que maquilló. “Sigo pensando y hasta soñando que cosas haría a quienes salieron en escena”.

 

 

El ejemplo de trabajo y aprendizaje que tiene Sonrisitas de Paz, es valioso para todos aquellos que están en casa con un sueño dando vueltas por su cabeza, con un emprendimiento que necesita un poco de aliento para existir.

"Es un emprendimiento con objetivos claros y que va hacia el crecimiento y conocimiento constante, participamos en cosas importantes como la presentación  en el Roma de Atrapada por la Luna, en Esfuerzo Deportivo en la maratón del cincuentenario del Hospital Español, entre otras actividades muy grandes".

Estuvo en cumpleaños, fiestas pequeñas y en la fiesta más grande del departamento. Todo indica que lo que vendrá será más importante aún. Por otro lado, Andre cuenta que durante el mes de Febrero se hace el lanzamiento oficial de maquillajes de neón para cumpleaños de 15.

 

Podés encontrar toda la información sobre Sonrisitas de Paz en su página de Facebook, donde también están las líneas de contacto para realizar cualquier contratación para seguir maquillando la vida.  

 

Dejanos tu comentario

 

También te puede Interesar