El administrador general de Vialidad Provincial realizó un balance del 2016

 

Las rutas nos llevan a distintos caminos. Algunos por recreación, otros por trabajo, pero en fin las conexiones que el humano realiza a través de las rutas, son sumamente importante.

En San Rafael se brindó una conferencia de prensa en la cual, el arquitecto Oscar Sandes, administrador general de Vialidad de la provincia de Mendoza, mostró el balance de año que han realizado.

“Estamos enormemente comprometidos con el gobierno provincial y queremos que las cosas de alguna manera se empiecen a hacer bien, tenemos la obligación de dar algunas explicaciones y rendir algunas cuentas. O por lo menos decir como son las cuenta después de un año de una entidad como es Vialidad Provincial, que tiene más de 15 mil kilómetros de ruta que cubrir. Nos encontramos con una empresa devastada, con el personal abatido, sin recursos y con un equipamiento con el cual era imposible tener alguna oportunidad de gestionar el trabajo”.

Así comenzó la conferencia, picante con el gobierno anterior y la gestión que tuvo dentro de Vialidad. “Uno sabe que la extensión que tiene este trabajo, requiere de una institución ordenada y con posibilidad de planificar los pocos recursos que le llegan de la Nación”.

“Vialidad Provincial es un ente autárquico, dependemos del Ministerio de Energía y Economía de la Provincia, y su presupuesto depende de un porcentaje del impuesto que se le cobra a la nafta súper del país. 59 mil millones se recaudan en la Nación. Solo quedó a las vialidades 6 mil millones, porque varios sectores del estado, han tomado parte de ese impuesto también” explicó el arquitecto.

En Mendoza, Vialidad recibió el año pasado 535 millones de pesos y este año 470 millones de pesos, es decir que se recibió menos dinero en el 2016.

“Cuando el gobierno anterior perdió las elecciones, se frenaron todas las obras, se paralizaron. Sin embargo todos los certificados presentados seguían generando intereses, por eso se acumuló una deuda en obras de casi 170 millones de pesos. Después de 10 meses de haber trabajado arduamente en esto, hoy podemos decir que Vialidad no tiene déficit, hemos pagado casi todo y hemos podido invertir más de 300 millones de pesos en nuevas obras, de las cuales muchas se están construyendo” afirmó el funcionario, quien tuvo durante la conferencia una posición muy crítica de la gestión pasada.

“San Rafael tiene de ese dinero, 60 millones de pesos, que es casi el 30 por ciento del total, lo cual es mucho dinero. No solo hay que mantener, sino que reconstruir. Las obras que hoy estamos pensando hace un par de meses atrás eran imposibles de considerar, debido al estado de Vialidad”.

“Esto no es casual que haya pasado, porque son muchos los vecinos que dicen que Vialidad no hace nada, pero primero había que comprar equipamiento, combustible, cubiertas, lubricantes y ordenar Vialidad de manera que por orden jerárquico, empezáramos a reconstruir los cargos con personas idóneas. Antes los cargos principales estaban con gente con poca capacidad, que no eran idóneas. Tuvimos que lidiar para recomponer en cada zona la autoridad técnica”.

“Lo que yo recibí en el año 2015 fue un montón de seccionales con intendentes que usufructuaban el poco equipamiento de vialidad, hasta con el combustible. No vamos a hacer obras por votos, sino que vamos a hacer obras hasta donde podamos llegar, administrando los recursos con seriedad y poniendo gente en cada departamento con capacidades para trabajar” comentó Sandes a la prensa.

Consultado sobre la situación de Vialidad y sus irregularidades, teniendo en cuenta la posibilidad de que existan delitos cometidos anteriormente, el funcionario expresó que no es su función hacer las denuncias,  “No se puede todo, o me pongo a ver los problemas, a perseguir a la gente que hizo las cosas mal o me pongo a trabajar, no hay tiempo para las dos cosas, para eso está la justicia”.

 

Dejanos tu comentario

 

También te puede Interesar